Galletas de jengibre

Las galletas de jengibre son una delicia conocida internacionalmente, llegando ser muy famosas en las festividades navideñas. Es tal su simbolismo que su olor es relacionado con el tiempo de navidad.

Las deliciosas galletas de jengibre vienen decoradas en tantas formas y figuras, que hasta forman parte del decorado de las mesas de navidad en hogares alrededor de todo el mundo; casas, arbolitos, estrellas y hasta hombrecitos de nieve son las formas más comunes.

Su origen se encuentra al norte de Europa, y se remonta hasta el siglo X, cuando eran mayormente decoradas en forma de corazón o mini casitas. Diferentes referencias históricas hacen mención a monje  armenio Gregory de Nicopolis como el creador de esta delicia.

Te contamos los detalles de cómo preparar esta rica receta:

Receta de galletas de jengibre 

El particular sabor de las galletas de jengibre se ha instaurado como un clásico en celebraciones navideñas, convirtiéndose en uno de los postres preferidos de muchos. Si quieres aprender a preparar esta deliciosa receta, toma nota de los ingredientes y pasos para prepararla.

Ingredientes 

  • 260 g de harina
  • 100 g de azúcar morena
  • 2 cucharadas pequeña de canela en polvo
  • 2 cucharadas de jengibre molido
  • 1 taza de mantequilla
  • 1 huevo
  • ¼ de cucharada de clavos molidos
  • ½ taza de melaza o miel

Preparación de galletas de jengibre 

Uno de los motivos por los que las galletas de jengibre son las favoritas de muchos durante la temporada navideña, es el delicioso sabor que estas tienen, combinado con la decoración que le da un toque especial tanto a la vista como al gusto.

La masa

Comencemos por la primera etapa de la preparación de las galletas de jengibre; su masa. Una vez estén listas se procederá a preparar el glaseado que servirá de decoración y complemento.

Pasos a seguir para preparar galletas de jengibre:

  1. En primer lugar se mezclan en un bol los ingredientes secos: harina, azúcar morena, canela y jengibre en polvo y una pizca de sal. Si lo deseas puedes agregar dos cucharadas de bicarbonato que ayudará a la consistencia de las galletas.
  2. En un bol separado se bate el huevo hasta que sea una sustancia compacta.
  3. Se añade el huevo batido a los ingredientes secos y se agrega la mantequilla. Es importante que esta última esté a temperatura ambiente, con una textura cremosa.
  4. Batir todos los ingredientes hasta obtener una masa homogénea. En caso de que resulte algo pegajosa, se puede agregar un poco de harina para darle mayor firmeza. Sin embargo, evita excederte con la harina, de lo contrario las galletas quedarán algo duras.
  5. Una vez que la masa haya quedado homogénea y compacta, se comienza a amasar con las manos hasta que quede suave. Cuando logres la consistencia ideal, haz una bola con la masa.
  6. Envuélvela en papel film, y deja reposar dentro del refrigerador durante una hora.
  7. Espolvorea harina sobre una superficie lisa, seca y limpia y extiende la masa encima. Con ayuda de un rodillo se extiende la masa hasta que tenga un espesor de aproximadamente medio centímetro.
  8. Usando un molde con figuras decorativas se corta la masa creando así galletas con la forma deseada. Posteriormente, se coloca en una bandeja para hornear previamente forrada con papel de horno.
  9. Introducir la bandeja en el horno precalentado durante 15-20 minutos a una temperatura de 180°C. Dejar hornear hasta que queden doradas, aproximadamente 6 a 8 minutos.

La decoración 

Existen varias alternativas para la decoración de las galletas, la ideal dependerá de tus gustos. O incluso puedes usar varios estilos para tener mayor variedad de sabor y apariencia en las galletas.

  • Tope de chocolate

Para esta decoración sólo se necesita 1 chocolate de cobertura o para postres. Este se derrite a baño de maría removiendo regularmente hasta obtener un líquido espeso.

Una vez que las galletas se hayan enfriado, se vierte el chocolate para hacer el decorado. Se puede complementar espolvoreando azúcar glaseada.

  • Azúcar glass

Es el complemento decorativo más sencillo, pero no por eso pierde su encanto. Una vez listas las galletas espolvorear azúcar glass sobre ellas para darle un toque original como de nieve.

  • Glaseado

Para un decorado más tradicional se bate la clara de 1 huevo a punto de nieve, se agregan unas gotas de zumo de limón y azúcar glass. Una vez listo, aplicar a las galletas.

La presentación

Es importante considerar que para decorar las galletas debes esperar a que estén frías, idealmente sobre una rejilla para que se elimine el calor por completo.  El glaseado puede ser complementado con colorante para alimentos, dándole así un toque especial de color a las galletas.

Una vez decoradas se ponen en una bandeja, preferiblemente navideña, en caso de no contar con una, puedes usar servilletas de colores navideños sobre la bandeja antes de colocar las galletas.

Otra linda alternativa, es poner las galletas sobre una tabla de madera, y espolvorear sobre la misma azúcar glass, o hacer algunas siluetas con el glaseado de colores.

No existe limitante en cuanto a la presentación y decoración de las galletas de jengibre, se trata de jugar con variedad de ingredientes para lograr un resultado perfecto que complemente el delicioso sabor de las galletas.

shares
Volver